Celo experimenta una caída y la producción de bloques se detiene

Celo-caída

✍️ 19 julio, 2022 - 22:52 👤 Editor: Jakub Motyka

  • La blockchain Celo experimentó caída la noche del miércoles 13 de julio.
  • Luego del restablecimiento de la producción de bloques, la red volvió a detenerse.
  • ¿A qué se debe la caída de la red de Celo?

La noche del miércoles 13 julio, la blockchain Celo experimentó una caída durante la que se paralizó la producción de nuevos bloques. A través de su cuenta de Twitter, el equipo de la red anunció que los validadores ya estaban trabajando para solucionarlo, y que los fondos se encontraban seguros. Luego de algunas horas, lograron poner en marcha nuevamente la red, pero no tardó mucho en volver a detenerse.

Para los que no estén al tanto, Celo es una blockchain compatible con la Ethereum Virtual Machine, enfocada en brindar una plataforma de pagos. La plataforma tiene un funcionamiento similar a Terra, pues depende de las reservas de BTC y de su token nativo CELO. Con ella, es posible realizar transacciones desde una aplicación sin la necesidad de depender de las entidades bancarias, por medio de diferentes stablecoins algorítmicas.

¿Qué ha significado esta caída para la blockchain de Celo?

Este ha sido el primer periodo de inactividad de la blockchain de Celo desde su creación. Sin embargo, el mes pasado tuvieron que realizar algunas actualizaciones de emergencia, debido a un error de seguridad en el bridge Optics que enlaza Ethereum y Polygon. Algunos usuarios en las redes sociales han asociado este evento con la implementación de la v3 de Uniswap en la blockchain.

Por los momentos, no ha habido un pronunciamiento oficial sobre las causas de la caída de la red de Celo. Su interrupción podría representar una prueba de fuego para la plataforma y sus stablecoins algorítmicas. Su permanencia dentro del criptomercado dependerá de la forma en la que puedan manejar la situación con su comunidad. Por los momentos, el token nativo de la red no ha variado notablemente su precio.

Te puede interesar:

Angélica Añez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir